HORARIO: L-V: 19:45-21:30 // S-D: 13-15 / 19:45-21:30

Pedido mínimo de 13€ para el envío a domicilio

Pedido

El pulled pork es una receta que tiene su origen en la gastronomía de Estados Unidos. Si lo has probado, sabrás que está delicioso y tiene una textura muy especial. Hoy, queremos enseñarte cómo hacer pulled pork casero. Eso sí, esta receta requiere de un poquito de paciencia.

Ingredientes

  • 1 kg de carne de cerdo, que tenga un poco de grasa. Debe ser una pieza entera y de la misma parte del animal.
  • Ajo en polvo
  • Pimienta negra
  • Tomillo
  • Una cucharada de postre de comino, una de pimentón dulce y otra de canela.
  • Sal
  • Salsa inglesa o Worcetershire
  • Una cebolla
  • Caldo de carne suficiente para que cubra la pieza
  • Salsa barbacoa (aproximadamente 250 gramos)
  • Aceite de oliva

Pasos

  1. En un bol pequeño, mezclamos los ingredientes para marinar la carne: comino, pimentón, canela, ajo, pimienta, tomillo, sal, salsa inglesa y agua. Se mezcla bien hasta que quede una consistencia cremosa.
  2. Pintamos la carne con un pincel de cocina y la introducimos en un bol tapado con film.
  3. La dejamos reposar durante, mínimo, 30 minutos. Aunque es preferible que la dejemos más horas. Cuanto más tiempo, más sabor cogerá.
  4. Cuando haya reposado, en una olla (u olla exprés), echa un poco de AOVE y enciende el fuego medio-bajo. Cuando el aceite se haya calentado, introduce la pieza que ha estado marinando.
  5. Marca la pieza por los cuatro lados y retira la carne de la olla. Reserva.
  6. Corta la cebolla en juliana y saltéala con el aceite durante unos minutos, hasta que comience a ablandarse.
  7. Pon otra vez la carne en la olla, justo encima de la cebolla y añade el caldo de carne hasta que cubra la pieza de cerdo.
  8. Tapa la olla y sube el fuego hasta que comience a hervir. Después, bájalo para que quede un hervor más suave y deja que se cocine a fuego lento durante unas 5/6 horas aproximadamente. El punto está cuando la carne se desmiga fácilmente y está tierna. En una olla exprés solo deberás cocinarla durante unos 50 minutos y, después, dejar que el aire salga poco a poco.
  9. Sácala de la olla y déjala reposar durante media hora. Saca también la cebolla (y guárdala para otra receta), pero no tires el caldo.
  10. Desmiga la carne usando un cuchillo y tenedor.
  11. Mientras tanto, sube el fuego de la olla con el caldo, para que se vaya espesando y convirtiéndose en una salsa más espesa.
  12. En una sartén amplia, pon la carne desmenuzada y vierte un poco del caldo de la cocción hasta casi cubrirla. Cocínala durante 5 minutos a fuego medio.
  13. Una vez se haya evaporado el caldo casi al completo, puedes verter la salsa barbacoa (casera o no) por encima y mézclala con la carne. Cocina todo junto durante 4 minutos y listo.

Como verás, no es una receta rápida, pero sí sencilla. Así que, ahora ya puedes prepararlo en tu casa. Y si no te apetece, nosotros lo cocinamos por ti. Prueba la Ribs Burger de Yecla33 con pulled pork.

Si hay algo que os encanta en Yecla 33, son nuestros burritos. El burrito es un plato de  origen mexicano que consiste en una tortilla de harina de trigo enrollada en forma de  cilindro que va rellena de diversos ingredientes. La mayoría de veces centramos la  importancia en los ingredientes para el relleno, pero hoy te vamos a enseñar cómo hacer tortillas de trigo caseras.

Nos vamos a centrar en este elemento base, el protagonista de todo burrito que se precie. Es muy sencillo de preparar y solo necesitarás 4 ingredientes muy básicos que  todos tenemos en la cocina. ¿Quieres aprender cómo se hace en casa? Sigue leyendo.  

Ingredientes  

  • 250 gr de harina de trigo 
  • 100 ml de agua caliente 
  • 20 ml de aceite de oliva virgen extra 
  • Sal 

Pasos  

  1. Vierte los 250 gr de harina de trigo en un recipiente 
  2. Añade una pizca de sal 
  3. Incorpora los 20 ml de aceite  
  4. Vuelca los 100 ml de agua y remueve todos los ingredientes 
  5. Mezcla hasta que obtengas una masa uniforme, homogénea y manejable, con una  consistencia suave y blanda  
  6. Saca la mezcla del recipiente y continua amasando en una superficie plana como la  encimera, cubriéndola previamente con un poco de aceite  
  7. Para cocinarlas, vamos a calentar una sartén e introduciremos una olla limpia para  que se caliente la base, con la olla conseguiremos crear el efecto de una prensa y  darle la forma a nuestra tortitas  
  8. Divide en porciones con forma de bola la masa  
  9. Aceitamos la base caliente de la olla y presionamos sin miedo una de las porciones  contra la sartén 
  10. Una vez tenga la forma circular y plana, retiramos la olla y marcamos la tortilla en la  sartén  
  11. Repite el proceso hasta que acabes con la masa  

Como habéis podido leer, preparar tortillas caseras de trigo para hacer burritos en casa es muy sencillo. Son la excusa perfecta para cocinar algo divertido con amigos. Pero si quieres hacerlo más sencillo todavía, puedes hacer tu pedido y te los preparemos  nosotros.

Querer preparar unos nachos en casa y no saber cómo hacerlo… ¿te ha pasado alguna vez? ¡Ya no te ocurrirá más! Hoy te queremos enseñar cómo hacer nachos caseros con muy pocos ingredientes. ¡Coge libreta y boli para no perderte ni un paso!

Ingredientes:

  • 200 gramos de harina de maíz
  • 1 cucharada y media de harina de trigo
  • 1 cucharada grande aceite de oliva
  • Agua
  • sal y pimienta al gusto

Pasos:

Si sigues estos pasos, podrás conseguir unos nachos caseros deliciosos. ¿Empezamos?

  1. Mezcla los 200 gramos de harina de maíz con una cucharada y media de harina de trigo en un bol grande hasta que quede bien homogénea.
  2. Añade sal y pimienta y muévelo otra vez para mezclarlo bien.
  3. Incorpora a la mezcla el aceite de oliva.
  4. Después, ve removiendo mientras incorporas agua caliente poco a poco, sin dejar de remover, hasta que quede una masa homogénea.
  5. Con esta consistencia, amasa y forma una bola. La dejarás reposar durante 15 o 20 minutos tapada con un paño.
  6. Pon la bola entre dos trozos de papel film y estira la masa. Si tienes un rodillo de cocina, siempre quedará mejor. Haz que quede lo más fina posible.
  7. Una vez la hayas estirado y quede una masa fina, levanta el film de arriba y corta la masa en triángulos.
  8. Coloca los triángulos en una bandeja de horno, retirando poco a poco el film de abajo para que no se deforme el nacho.
  9. Mete la bandeja en el congelador de 40 minutos a una hora.
  10. Una vez pasado este tiempo, puedes freír tus nachos en aceite muy caliente u hornearlos a 170º (echando un poco de aceite por encima).
  11. Coloca los nachos sobre papel absorbente y sirve con tu salsa preferida.

Si pruebas a hacerlos verás que es una receta muy sencilla. Además, puedes acompañarla de un guacamole casero, salsa cheddar, pico de gallo, o mil opciones más. ¿Vas a intentarlo?

No olvides que, si no te apetece prepararlos, en Yecla33 te los cocinamos con mucho amor de martes a domingo a partir de las 20:00h.

Como habéis podido ver en nuestra carta y en posts del blog anteriores, (como el de hace dos semanas sobre recetas de burritos) nosotros cocinamos burritos, quesaritos y wraps. Cuando oímos alguno de los tres nombres, enseguida nos viene la imagen de un rollo de tortilla de trigo que envuelve otros ingredientes, pero muchos de vosotros nos habéis preguntado en qué se diferencian. Pues bien, hoy os respondemos esta pregunta con información más detallada, así que espero que no tengáis mucha hambre, porque si no se os va a hacer la boca agua.

Orígenes de los platos

  • Burritos: el origen de este plato lo comentamos en un post unas semanas atrás, así que si quieres conocer todos los detalles haz click aquí. A grandes rasgos, decimos que es una receta mexicana, y según se cuenta por ahí, se llama así porque un hombre mexicano llamado Juan Méndez de Chihuahua, usaba un burro para llevar las provisiones de su carrito de comida. Para mantenerla caliente, la envolvía en una tortilla de harina casera, y es así como se hizo popular. Pero, esta historia, es probablemente una leyenda.
  • Quesaritos: realmente, los quesaritos provienen de la mezcla entre burritos y las quesadillas, ambas recetas mexicanas. Los quesaritos no son más que burritos rellenos de queso fundido, pero aunque la diferencia de ingredientes no sea mucha, los apasionados del queso aman esta receta, y ya sabéis que a nosotros nos gusta tener vuestros estómagos contentos. Por lo tanto, podemos decir que desconocemos el origen, pero seguro que el creador también era un cheese-lover como muchos de nosotros.
  • Wrap: aunque es muy similar al burrito, tanto en sus ingredientes como en su forma, se dice que esta es una adaptación estadounidense de la anterior, pero como no se sabe al 100% y lo que nos gusta es comer, veamos en qué se diferencian a la hora de la verdad.

Diferencias de las recetas

Ambos platos tienen un origen muy parecido y una misma cultura, por lo que la forma de comérselo es muy similar entre ambos. Realmente, la variación entra uno y otro varía de unos pocos matices, así que es mejor conocer las diferencias para saber cómo podemos distinguirlos:

Normalmente, el burrito suele contener unos ingredientes específicos como carne, queso, arroz, frijoles. En cambio, el wrap es más conocido como un sustituto del sándwich, en el que puedes envolver cualquier tipo de ingrediente. Además, la tortilla, a veces, también es diferente. En los wraps tiende a tener un sabor más suave y menos peculiar que el del burrito.

No obstante, más allá de estas pequeñas diferencias, estamos seguros que si pruebas tanto nuestros burritos como nuestros quesaritos y wraps, disfrutarás muchísimo, así que te recomendamos que en tu próximo yeclazo pidas diferentes para descubrir cuál de los sabores te gusta más.

Si estáis interesados en conocer la historia de los burritos y cómo se popularizó este plato mexicano, haced click aquí. Si tienes hambre y lo que quieres es conocer más en profundidad algunas de las recetas de burritos que ofrecemos en Yecla33, ¡sigue leyendo!

Ingredientes estrella

Tanto si habéis probado nuestros burritos como si habéis estado ojeando nuestra carta, habréis visto que hay algunos ingredientes que suelen estar presentes en nuestras recetas de burritos. Algunos de estos son los siguientes (haz click sobre ellos para conocer sus beneficios y modo de preparación):

Burritos con carne

En Yecla33 apostamos por los productos de proximidad. Nuestra carne proviene de Ramón Ballester, un proveedor situado a menos de 2 kilómetros de nuestro local y con el que trabajamos directamente, sin intermediarios. Además de ternera, también usamos pollo para muchas de nuestras recetas, ¡así que prueba con la que más te apetezca!

A continuación, os mostramos algunas de nuestras recetas para que os inspiréis:

  • Burrito carnitas: Nuestro jugoso costillar a la barbacoa deshebrado, salsa barbacoa, salsa de miel y mostaza, arroz con lima, frijoles, ensalada pico de gallo, maíz, lechuga y queso fundido.
  • Burrito Los Ángeles: Pollo deshebrado picante, un toque de sweet chili, salsa de miel y mostaza, arroz con lima, frijoles, pico de gallo, maíz, lechuga, sour cream y queso fundido.
  • Burrito California: Sabroso pollo al grill, salsa miel y mostaza, arroz con lima, frijoles, ensalada pico de gallo (tomate, cebolla morada, chile verde y lima), maíz, lechuga, sour cream y queso fundido.

Burritos veganos

En Yecla 33 tenemos una gran variedad de productos veganos, entre ellos nuestros burritos. Apostamos por recetas similares a los que llevan carne para que todos podáis disfrutar de nuestras deliciosas combinaciones. Eso sí, con carne y queso veganos.

Algunas de nuestras recetas de burritos veganos estrella son:

  • Vegan Burrito Burger: Nuestra vegetal meat mezclada con queso vegano, salsa veganesa a la barbacoa, patatas fritas, arroz con lima, frijoles, ensalada pico de gallo, maíz y lechuga.
  • Vegan Burrito Fusión: Seitán casero, salsa de curry y coco, arroz con lima, frijoles, ensalada pico de gallo, maíz, lechuga, queso vegano y veganesa de mostaza y miel de arce.
  • Vegan Burrito San Francisco: Carne vegetal con chili, veganesa de chipotle, arroz con lima, frijoles, ensalada pico de gallo, maíz, lechuga y queso vegano fundido.

Nuestras salsas

Como habéis podido ver, todos nuestros burritos van acompañados salsas que casan perfectamente con el resto de ingredientes. Nuestras salsas favoritas son:

Salsas veganas

Como no podía faltar, también tenemos opciones veganas para aquellas salsas que contienen ingredientes no compatibles con el veganismo. Estas son:

Esperamos que disfrutes cocinando estas recetas de burritos tanto como nosotros, pero si el hambre se ha apoderado de ti o eres de los que prefieren comer sin cocinar, estaremos encantados de llevarte los burritos para cenar. ¡Pide ya tu yeclazo!